domingo

¿TIENE EL UNIVERSO UN FINAL?

La pregunta que parece más obvia a cualquiera que se enfrente a un universo en expansión es si esta expansión cesará alguna vez. En el lenguaje de los astrónomos esto es planteado como una pregunta: «El Universo, ¿es abierto o cerrado?». Un Universo abierto es uno que sigue expandiéndose para siempre. En un universo cerrado, la expansión actúa durante un tiempo, luego se frena, se detiene y se invierte.

1 comentario:

Javier de Lucas dijo...

La pregunta que parece más obvia a cualquiera que se enfrente a un universo en expansión es si esta expansión cesará alguna vez. En el lenguaje de los astrónomos esto es planteado como una pregunta: «El Universo, ¿es abierto o cerrado?». Un Universo abierto es uno que sigue expandiéndose para siempre. En un universo cerrado, la expansión actúa durante un tiempo, luego se frena, se detiene y se invierte.
La pregunta de si el Universo es abierto o cerrado es, en el fondo, observacional. Si hay suficiente materia en el Universo, la fuerza gravitatoria que ejerce terminará frenando todas las galaxias que se separan, las obligará a detenerse, y luego volverá a atraerlas hasta lo que los astrónomos se refieren medio en broma como el «Big Crunch». Si no hay suficiente materia en el Universo para hacer esto, entonces la expansión proseguirá eternamente y el Universo será abierto. Un Universo que se halla justo al borde de ser abierto y cerrado recibe el nombre de Universo «plano».
Si contamos sólo la materia luminosa –la materia que brilla y puede verse–, el Universo contiene menos de un 1 % de la materia necesaria para detener la expansión. Así, parecería que el Universo es abierto.
Los astrónomos, sin embargo, creen en la actualidad que la cantidad de materia oscura en el Universo constituye al menos un 30 % de la cantidad necesaria para detener la expansión de Hubble. Muchos de ellos creen que será descubierta más en el futuro, y que de hecho el Universo es plano.
Sería estupendo si ocurriera esto, porque la mejor predicción de la masa total del Universo que se deduce de las teorías inflacionarias es precisamente la de la cantidad de materia necesaria para hacer el Universo plano. La predicción no es en absoluto ambigua: el Universo ha de tener esta masa hasta una exactitud de una ameba por galaxia. Para todos los efectos prácticos, esto significa que si todas las predicciones son correctas, la expansión del Universo nunca se invertirá y proseguirá eternamente.